Cómo vigilar tu privacidad en internet

Cómo proteger tu privacidad en internet y ser consciente de ello

20 / jun / 2013 | Escribir un comentario

Los expertos en privacidad en redes sociales han repetido hasta la saciedad lo importante que es vigilar la información que compartimos en internet y saber qué tipo de datos contiene nuestra huella digital. En Best Relations solemos recomendar en las formaciones en social media algo muy sencillo: si tienes una foto que no te gustaría que viera todo el mundo, no la subas a las redes sociales. En este caso es fácil cortar con el problema de raíz, pero ¿qué ocurre con la información que compartimos de forma inconsciente o que no sabemos que estamos enseñando?

Navega como un ninja

Sigilosos y sin dejar huellas, vamos a ponérselo difícil a los analistas web J:

- La nueva ley sobre las cookies: aquí podéis consultar toda la información, pero en síntesis, si la página web a la que accedemos almacena cookies, tiene el deber de informarnos de ello y nosotros debemos dar nuestro consentimiento expreso para que las utilicen con nosotros.

- Podemos navegar por Internet utilizando los navegadores como Mozilla Firefox o Google Chrome en modo privado. En el menú de opciones, buscad “Navegación privada”; no tiene pérdida.

- Existen buscadores que, a diferencia de Google o Bing, no almacenan información sobre nosotros, como DuckDuckGo

- ¿Quién no tiene una cuenta de correo de Gmail? Si has subido un vídeo a YouTube, tienes una cuenta de Gmail. Si has descargado apps en tu móvil Android, tienes una cuenta de Gmail y, lo que es aún mejor, se ha generado automáticamente un perfil personal de Google+, la red social de Google. Podrías pensar que, como no has publicado contenido activamente, tu perfil estará vacío, pero… ¿estás totalmente seguro? Estos perfiles se posicionarán entre los primeros resultados en Google cuando te busquen por tu nombre. Por eso no está de más asegurarse y compartir sólo lo que quieras compartir.

- Muchos usuarios activan la opción “Compartir ubicación” en sus smartphones casi sin darse cuenta o porque creen que está relacionada con poder utilizar el GPS en el coche. De esta forma, todo lo que compartamos desde el móvil se hace público, incluyendo nuestra localización en ese momento. La vida es mucho más sencilla si lo desactivamos, tanto en el smartphone como en la configuración en redes sociales.

Protégete de miradas indiscretas

Lo dicho: no compartas información en las redes sociales que no te gustaría que viera el gran público. ¿Por qué? Porque eliminar la huella digital no es sencillo: si el día de mañana quieres borrar tu cuenta y todo su contenido, puede que no todo desaparezca (por ejemplo, porque hay otros usuarios etiquetados) o que quizá el contenido ya no te pertenezca por la política de la red social. Si quieres un motivo mucho más mundano, Facebook, por ejemplo, cambia sus políticas de privacidad de forma frecuente; lo que hoy está protegido, igual mañana es público, porque hace mucho que no entras y no marcaste la opción nueva para protegerlo. Si hablamos de las plataformas sociales más masivas, ten en cuenta lo siguiente:

  • Facebook

- La forma más fácil de controlar quién puede ver lo que publicas es crear listas de amigos en función del grado de cercanía, por ejemplo. Así será más rápido y sencillo controlar la privacidad de tu perfil en general y también la de fotos y publicaciones de estado.

- ¿Quieres que tu perfil aparezca en las búsquedas en Google? Si va a aparecer, ¿qué es lo que verá cualquier usuario anónimo? Para esto resulta muy útil la opción “Ver cómo” que encontrarás en la parte derecha de tu perfil, haciendo clic en la rueda, junto al botón de “Registro de actividad”.

- Bloqueos: bloquea sin miedo a todo usuario molesto que encuentres en tu camino. Muchas veces no basta con no añadir a alguien como amigo; si nuestra configuración pública no está limitada de forma adecuada o si no hemos restringido los mensajes a “Sólo amigos”, la mejor solución es el bloqueo, porque además el usuario en cuestión no recibe ninguna notificación de que lo hemos hecho. Muerto el perro, se acabó la rabia. J

¿Te llega un mensaje de cambio de contraseña que no has solicitado? En el email de aviso, que lógicamente llega a la cuenta de correo desde la que accedes, se incluye un enlace para que Facebook tome nota; haz clic para notificarlo.

- Dedica unos minutos a revisar las opciones de seguridad de Facebook: la organización de los contenidos es muy intuitiva y no te llevará demasiado tiempo, sólo tienes que hacer clic en el candado de la parte superior derecha.

  • Twitter

- El caso de Twitter es mucho más sencillo: es un escaparate con una conversación abierta entre usuarios. Éste no es el sitio para compartir datos privados o informaciones sensibles, sino para crear tu identidad digital en abierto y hablar con otros usuarios.

- En Twitter la privacidad se construye desde el punto básico de escoger bien el contenido que compartes. Si aún así prefieres que tus tuits sean privados y aprobar quién puede verlos, puedes cambiarlo en todo momento en la sección de configuración (opción “Protect my tweets”) Aún así, tu foto de perfil, el fondo escogido y la bio serán visibles mediante una simple búsqueda en Twitter o en Google.

Luego no dirás que no te avisamos :-)

Ana López

@anafwwm

apps-absurdas

5 apps absurdas (pero entretenidas)

28 / ene / 2013 | Escribir un comentario

El mundo de las apps es complejo, apasionante… y también resulta inabarcable. Incluso antes de que lleguen los problemas de espacio en el smartphone, el usuario medio se ve totalmente abrumado por actualizaciones, apps revolucionarias y nuevas formas de obtener las mismas cosas. Valga como ejemplo la pereza que da instalar Line cuando ya se tienen Whatsapp y Viber.

Hay apps imprescindibles, útiles, adictivas… pero quiero hacer mi pequeño homenaje a las apps totalmente absurdas, pero que nos hacen pasar buenos ratos:

  • En busca del fuego: las apps-mechero. Por mucho que lo intentes, tu smartphone nunca servirá para dar fuego cuando te lo pidan, pero al menos estas apps te darán una respuesta ingeniosa. Y si no, nos llevamos la app de concierto, que será mucho mejor. Ejemplos: Lighter Free y Virtual Lighter, entre otras. Sí, sí, entre otras.
  • El respeto del sueño ajeno: I’m sleeping, la app que hace que nada pueda perturbar tu descanso. Esta app silencia todas las llamadas, mensajes o notificaciones durante las horas programadas para dormir y también te ofrece la posibilidad de agregar contactos a una lista blanca para que puedes recibir sus llamadas. ¿Podrías simplemente apagar el móvil o silenciarlo? Sí, pero eso es prehistórico, compañeros.
  • Te invito a una caña, pero virtual: iBeer te permite disfrutar de una refrescante cerveza virtual e invitar a tus amigos. El ejemplo perfecto de quiero y no puedo, así que me creo que lo arreglo con una app y resulta que me quedo como estaba. ¡Oh, cruel destino!
  • El noble arte de explotar burbujitas de plástico: Bubble Wrap. Esta app da exactamente lo que promete: horas de entretenimiento para aquellos que disfrutan explotando las burbujitas del plástico de envolver. Consumir con moderación, que la batería no es eterna.
  • Para darle a la botella: Anís del Mono en tu smartphone. Puede que no hayas tocado una botella de anís en tu vida, pero si hablamos de una app de smartphone, la cosa es muy distinta. Sólo apto para los más tekkies de la familia; aquí encontraréis el vídeo explicativo.

Qué sería la vida sin un poco de entretenimiento absurdo ocupando la tarjeta de memoria del móvil :)

Ana López

@anafwwm

5 plataformas donde compartir tus fotos en internet

5 plataformas donde compartir tus fotos en internet

13 / nov / 2012 | 4 Comentarios

Muchos de nosotros conocemos y usamos Instagram. Compartimos nuestras fotos a través de esta red social, que permite capturar instantes con la cámara de tu smartphone usando diferentes filtros para animar la fotografía. Por si fuera poco, los usuarios ya pueden contar con un perfil web, aunque la carga de imágenes tiene que seguir haciéndose desde la aplicación móvil. Sin embargo, desde Best Relations queremos mostraros otras formas de compartir vuestras mejores imágenes y formar parte, de una manera diferente, de la  gran comunidad de apasionados de la fotografía en internet.

1. PicYourLife.- Es una red social española de reciente creación. PicYourLifeEsta plataforma te permite publicar tus fotos en un álbum virtual para compartirlas en internet y tener acceso a ellas al estilo Dropbox. Además, se pueden crear grupos y elegir quién puede visualizar tus imágenes. Un plus que incorpora es la posibilidad de solicitar el revelado de tus fotos y recibirlas en casa. Por otro lado, al tratarse también de una plataforma de almacenamiento de imágenes, posibilita acceder a ellas a través de tu smartphone, ya sea Android o iOS, contando con 1 Gb de almacenamiento. Si te das prisa y te registras antes de que finalice el año, obtendrás un revelado gratuito de 75 de tus fotografías. Sí, porque PicYourLife respeta la autoría de dichas imágenes, al contrario que Facebook.

2. Flickr.- Muy popular en la Red, esta comunidad es una de las más veteranas en el mundo digital. FlickrLleva funcionando desde 2004, pero no solemos sacarle todo el partido que ofrece. Al igual que otras plataformas similares, permite crear galerías fotográficas accesibles a todo el mundo. Las fotos se pueden etiquetar, por lo que si se hace una buena galería y marcas en las imágenes la autoría de tus fotos, puede convertirse en una gran plataforma para dar a conocer tu obra fotográfica. Además, se puede participar en una gran variedad de grupos de diferentes temáticas, donde los usuarios pueden añadir sus fotos, así como intercambiar opiniones y comentarios en foros dentro de la propia red.

3. Pinterest.- A estas alturas, ya sabréis lo que es “pinear”, pero es que Pinterest, además de darte esta opción para marcar y conservar las imágenes que te gustan organizadasPinterest en tableros temáticos, permite crear pines de tus propias fotos mediante la opción “subir un pin”. De esta forma, puedes generar álbumes virtuales a modo de portfolio con tus obras fotográficas. Por si fuera poco, ahora tienes la opción de crear hasta tres tableros secretos, e incluso invitar a otras personas a publicar en dichos espacios. No olvides seguir a otros usuarios que, a su vez, podrán servirte de inspiración. Con Pinterest compartirás tus mejores imágenes y podrán ser vistas y difundidas por tus seguidores.

4. 500px.- Esta red social lleva en funcionamiento desde 2009, pero ha sido en este último año cuando más popularidad ha alcanzado.500px 500px nos da la posibilidad de compartir nuestras fotos y crear portfolios con un tono más profesional que Flickr. Eso sí, a diferencia de esta última, limita el número de fotos que puedes subir por semana, aunque encontraremos imágenes de mayor calidad fotográfica. En 500px se pueden etiquetar las fotos, comentarlas y marcarlas como favoritas. También podemos crear historias partiendo de las imágenes que hemos subido, accediendo así a una forma diferente de bloguear. Un plus de esta red es la posibilidad de vender las fotos a través de su Market, ya sean a alta resolución o incluso impresas.

5. Lomography.- Se trata de una comunidad que cada vez cuenta con más participación. LomographyEn ella se pueden compartir nuestras fotografías, pero han de tener una característica común: deben ser analógicas. Todas las fotos tienen que haberse capturado en carrete con una cámara lomográfica y sin haber sido manipuladas digitalmente con programas informáticos. En Lomography puedes crear álbumes y murales, e intercambiar mensajes, tanto públicos como privados, con otros “lomógrafos”. Además, la comunidad lomográfica ofrece una gran actividad a sus usuarios con concursos y talleres por todo el mundo.

Ahora ya sólo de ti depende elegir en qué comunidad fotográfica quieres estar, o por qué no, ¿qué tal probar en todas?

Bárbara Sanjuán

@Mrs_Bbb

tumblr

Tumblr: algo más que gatos con bigotes y gafas de pasta

30 / ago / 2012 | 1 Comentario

Seguramente para muchos de vosotros Tumblr será como para mí los billetes de 500 euros: oigo mucho hablar de ellos, pero nunca he tocado uno. Siguiendo con el símil, diré que, al igual que aquellos, Tumblr es mi rincón favorito de internet (obviando Forocoches, claro está).

Tumblr es una plataforma de microblogging que permite a sus usuarios publicar textos, imágenes, vídeos, enlaces, citas y audio de manera sencilla y rápida. Como en el resto de este tipo de plataformas, los usuarios pueden seguirse entre ellos fomentando la creación de comunidades alrededor de temáticas y afinidades. David Karp la fundó en el año 2007, y si alguna vez tenéis 10 minutos, os recomiendo que leáis sobre su vida, porque es bastante atípica.

En nuestro país, Tumblr sigue siendo una red minoritaria, pero en EE.UU ocupa el puesto 18 del ranking de  webs con más tráfico, según Quantcast. Actualmente, tiene más de 70 millones de blogs registrados, más de 30.000 millones de publicaciones realizadas por sus usuarios y una media de 67 millones de publicaciones diarias. Como podéis observar, estas cifras producen vértigo y la convierten en una plataforma que hay que tener muy en cuenta a la hora de realizar acciones 2.0 para nuestros clientes. De hecho, un dato que sorprende al investigar un poco sobre ella es que, a mediados de 2011, superó a WordPress en número de blogs registrados.

Otra de las cosas que hacen a esta red poderosa es la posibilidad de integrar Google Analytics en nuestro blog y así tener control y monitorización real sobre los datos. Esto convierte a Tumblr en algo realmente práctico si tienes que presentar resultados a un cliente. Puedes personalizar cada detalle, los colores, el código HTML, integrar widgets y un sinfín de cosas más. Las marcas están empezando a introducirse poco a poco en Tumblr y siempre se suele poner como ejemplo de ello a Coca-Cola Internacional, pero personalmente prefiero nombrar a Heineken España, que fue una de las marcas pioneras a nivel nacional en abrir su Tumblr corporativo.

Hace unos días, Twitter anunciaba su desvinculación de Tumblr; ahora, los usuarios de esta plataforma de blogs no pueden encontrar contactos a través de sus followers o de la gente a la que siguen en Twitter. Esto nos demuestra que el gran crecimiento que está teniendo en los últimos meses hace temblar hasta al gigante del microblogging.

Pero hasta aquí los datos. Ahora hablaré de Tumblr como usuario: sin duda lo que más me encanta es la facilidad a la hora de compartir contenido. Navegar por su “dashboard” se puede hacer con una sola mano usando la tecla J para subir de publicación, K para bajar y L para pinchar “me gusta”. Además, Tumblr es la fuente original de la mayoría de imágenes que se comparten en la Red. Basta sólo con fijarse en la URL de la foto y veréis como casi todas están alojadas en tumblr.com.

Es cierto que mucha gente ve esta red de blogging como un refugio para hipsters y modernos, donde se comparten fotos de Nutella, bigotes, gafas de sol, gatos… e incluso gatos con bigote. Pero Tumblr es mucho más: es humor, es creatividad, es el lugar perfecto para el encuentro de fanboys de cualquier temática y, por ahora, aún puede respirar tranquilo a salvo de trolls y spammers ya que, al no ser un producto de masas, aún mantiene ese halo de alternatividad y misterio que han perdido otras redes como Twitter. En mi opinión, ésta se encuentra en decadencia, pero es sólo mi opinión…

En Best Relations tenemos también nuestro propio Tumblr: La moleskine de Best Relations. Os animamos a conocerla y disfrutarla. Me despido con algo que siempre me viene a la cabeza cuando veo a la Sirenita Hipster: ¡FOREVER REBLOG!

 Daniel Fernández
@boillos

consejos

Consejos sobre cómo gestionar comentarios en tu blog sin llevarte sorpresas

10 / jul / 2012 | 4 Comentarios

Mientras algunos estiman que el principal parámetro que determina el éxito de una campaña en Social Media es el volumen de población obtenido (en resumen, cuánta gente me sigue), otros estiman que lo importante es qué relación establece esa gente con tu marca. Ambos aspectos son importantes, pero este último resulta más determinante porque es el que refleja las consecuencias de la acción que llevas a cabo. ¿Influyes? ¿En qué sentido? ¿Redistribuyen los contenidos aquellas personas a las que llegas? ¿Con qué tono?

La medición y valoración de esas interacciones con las audiencias es uno de los aspectos más importantes que debemos tener en cuenta. Existen numerosas formas de que los usuarios interactúen con nosotros, y una de las más complejas de lograr es el comentario, especialmente en los blogs.

Se venden caros los comentarios. Representan el mayor esfuerzo que se puede pedir a un lector, porque van más allá de limitarse a pulsar un botón para calificar o compartir. Exigen la lectura completa del texto, una reflexión pausada y, por supuesto, el ejercicio de escribir unas líneas compartiendo ideas con el autor y el resto de usuarios.

Los comentarios son un estímulo para el editor de un post y un indicador de las posibilidades de difusión que puede tener el texto. Lo son tanto en caso de ser positivos como negativos, porque unos y otros permiten evaluar lo acertado o no del contenido, así como su capacidad para generar debate y el alcance que puede tener su lectura. De hecho, un post con un elevado número de comentarios incrementará nuestro interés hacia él por el mero hecho de que consideraremos que algo que ha sido capaz de provocar tanta interacción, por fuerza debe tener algo de interesante.

En cualquier caso, es importante que tengas en consideración algunos detalles si quieres hacer una gestión correcta de los comentarios:

1. Trata la zona de comentarios como si fuera la entrada a tu casa. De la misma manera en que pones un felpudo en la puerta de tu domicilio para animar a los invitados a que se limpien los zapatos antes de pasar, piensa que el que deja su opinión en tu blog también está entrando en tu terreno, y a veces llega con barro en las suelas. Define claramente qué tipo de comentarios están permitidos y cuáles no, y no te cortes en eliminar aquellos que no respeten tus condiciones. Es tu casa y las normas las pones tú. Pero ponlas.

2. Modera, modera, modera. Por si no lo sabías, de la misma manera que tu blog es tu casa, también es tu responsabilidad lo que pase dentro. Si permites la publicación automática de comentarios o no prestas mucha atención a lo que se publica, puedes encontrarte con la desagradable sorpresa de que alguien te pida explicaciones, incluso legales, por lo que sucede en esa zona. ¿Sabes qué es la injuria y la calumnia? ¿Sabes qué son los datos de carácter personal? Un comentario que incluya insultos o falsas acusaciones, así como datos personales (una dirección o un teléfono, por ejemplo), no será legalmente responsabilidad de quien lo escribe, sino del que gestiona el espacio en el que se publica. Y ése es el bloguero. Si desactivas la publicación automática para revisarlos antes de autorizarlos, evitarás muchos problemas.

3. Los filtros antispam están para algo. Si usas WordPress, Akismet será uno de tus mejores amigos, pero hay múltiples alternativas. Incluso encontrarás filtros para bloquear el lenguaje ortográficamente insufrible, como Mata HOYGAN. Con estas medidas evitarás perder el tiempo leyendo comentarios de más.

4. Comenta y serás correspondido. El ejercicio de comentar también es, a menudo, un acto de reciprocidad. El esfuerzo de escribir una opinión merece también el de contestar a la misma, y agradecerla siempre que se pueda (y que la ocasión lo merezca), pero dicho esfuerzo no debe quedarse en tu bitácora. Lee otras afines al contenido de tu blog y deja en ellas tu reflexión siempre que tengas algo que aportar. No es sólo una cuestión de visibilidad, sino de cohesión de comunidad.

5. Los comentarios no siempre se producen en tu blog. Sí, has dejado una casilla para la publicación de comentarios al pie de cada entrada de tu web, pero el que nadie escriba en ella no significa que no haya comentarios relacionados con el texto. A menudo, los encontrarás en otras plataformas en los que tu post se ha compartido, como puedan ser Bitacoras.com o Meneame.net. En ellas a veces es tan importante el contenido como los comentarios que se generan alrededor de los mismos. De hecho, la opinión y valoración de los usuarios es lo que atrae su interés. Vigila ese detalle, sobre todo si te toca contestar opiniones ajenas lejos de tu terreno.

6. Siempre nos quedarán los botones sociales. Decíamos al principio que el comentario es el acto de interacción supremo, y como tal, es difícil de estimular. Recuerda que la gente no siempre tiene tiempo para ello; de hecho, ni siquiera suele tener tiempo para leer toda una entrada. Así que pónselo fácil y déjale otras opciones para valorar y compartir: Facebook Like Button, Google +1, compartir en Twitter, compartir en Pinterest… Abre puertas para la difusión de tu contenido.

¿Algún comentario?

Carlos Molina

@molinaguerrero

Home-Volunia

Un mapa para entender Volunia

16 / feb / 2012 | 4 Comentarios

Si uno busca Volunia en la enciclopedia abierta de Internet, Wikipedia, se encontrará con una descripción de una sola línea, al menos ahora mismo. En inglés la descripción es algo más generosa, pero sin salirse de los límites de los somero y puramente funcional. En parte, porque ni la propia Volunia (volo + luna: Fly me to the moon) da excesivas pistas sobre sí misma. Y en parte, porque por el momento es una beta privada con acceso sólo para sus denominados “power users”.

¿Qué es Volunia? Según los adictos al early adopting, es el buscador llamado a borrar a Google del mercado –nada menos–. Y citan a su fundador, Massimo Marchiori, el ingeniero que hizo posible el PageRank de los de Page, Brin y Schmidt. Los más escépticos le dan (para eso son escépticos) menos de dos meses de vida. Y sus creadores afirman que no pretenden ser competencia, sino complemento de Google y otros (¿hay otros?) buscadores.

Volunia introduce, al menos, dos perspectivas de la Web que hasta la fecha no han sido abordadas a gran escala.
Una, el planteamiento de las páginas como un mapa de servicios hiperenlazados, y no como soportes de expresión con relaciones horizontales y verticales. Dos, el escalado del concepto “redes sociales” en función del destino del usuario web, como sublimación de la posibilidad de hacer likes, +1 o tweets sólo para mayor gloria de los administradores o autores de dichas webs.

El objetivo apunta a la generación de tráfico diferido o “híper-referido”. Es decir, si tomamos la Web (sí, toda la Web) como una gran ciudad, Volunia pretende que nos encontremos con quién conversar en tiempo real en cada uno de nuestros focos de interés; y a su vez que esas relaciones formen inmenso tejido, mas no maraña, para orientar nuestras pesquisas a raíz de nuestros intereses online.

Pensemos en edificios. Lo novedoso de Volunia es que hasta la fecha llegábamos a un edificio y luego pasábamos por los grandes hoteles Social Media (Facebook, Twitter, Linkedin…) a contar lo que habíamos visto; y no pocas veces a presumir de haber sido los primeros en hacerlo. Google Plus introdujo con Search Plus Your World las búsquedas sociales. Volunia plantea, además, que cada vez que accedamos a un edificio encontremos allí a usuarios que, como nosotros, también buscan en esos edificios determinada información. Y que podamos hablar con ellos, compartir, interactuar, preguntar, dudar y responder. Es el salto del engagement por valor añadido, a la recomendación por bienestar, empatía y complicidad, en tiempo real y sin cortapisas.

Por eso las búsquedas en Volunia entregan como resultado “mapas” al estilo del clásico SimCity (edificios), o una alternativa a modo de cuadrícula; una suerte de “curado” de contenidos donde, si no encuentras algo por palabras clave, probablemente lo encuentres por la cercanía de intereses de otros usuarios, y en un formato visual. Menos afinar el tiro y más brujulear. Menos operar contra una base de datos y más jugar con el movimiento vivo, libre y espontáneo de la comunidad internauta. ¿2.0? Sí, 2.0 tazas de 2.0.

Esos son sus puntos a favor. Sus puntos en contra pasan por un desarrollo que se adivina muy dilatado en el tiempo… en una carrera en la que no importa llegar el primero, sino hacerlo mejor. Ése es el motivo por el que Google desbancó a sus predecesores. Y también el mismo por el que nada le impide tomar prestadas las ideas de Volunia… e incorporarlas a su interfaz, mejoradas, optimizadas o simplemente más “bellas”.
En una palabra, Volunia apela al intelecto, pero el usuario online no siempre se guía por lo razonable. Como casi todo en la vida, hay factores emocionales, estéticos y no siempre confesables, que explican el éxito, el fracaso o el rebrote de un proyecto. Que les pregunten si no a los creadores de Instagram, Pinterest, Tillate… y otras muestras de la Social Media Triviality.

Alfonso Piñeiro

@alfonsopineiro

pinterest_logo

Un truco para crear un perfil de empresa en Pinterest

14 / feb / 2012 | 4 Comentarios

Dicen que Pinterest, la red social basada en el enlace de imágenes de fuentes externas, ya ha sido capaz de redirigir más tráfico que Google+, LinkedIn y YouTube juntos. Eso es lo que afirma un estudio de Shareaholic cuyo planteamiento algunos cuestionan. En cualquier caso, nadie duda de que se ha convertido en una tendencia hasta el punto de que este lunes llegaba a ser “trending topic” en Twitter.

Sin embargo, Pinterest plantea un problema y un reto para las empresas: no está diseñada para ofrecer modelos específicamente dirigidos a identidades corporativas. No es Facebook, ni Tuenti, ni LinkedIn, ni siquiera YouTube. No es posible crear una página de empresa ni personalizar los perfiles con fondos creativos o encabezados originales. Todos los usuarios cuentan con los mismos elementos: su avatar, su breve descripción y los tableros (“boards”) que ha creado para publicar sus “pins” o imágenes asociadas a aquellos.
Pero hay algo que se puede hacer solventar este inconveniente.

Es lo que hemos llevado a cabo en Best Relations. Nos hemos lanzado en abierto a Pinterest para compartir nuestras ideas en torno a la creatividad, la inspiración, el diseño, el marketing y el social media. Sin embargo, queríamos que nuestra imagen estuviera presente más allá del avatar del perfil.

Para ello, hemos utilizado las posibilidades de los tableros para crear un triple mosaico donde mostrar nuestro logotipo y la frase que nos identifica (“generamos visibilidad”). Hemos separado cada elemento para dividirlo en nueve cuadrados idénticos, modificando algunos elementos gráficos para facilitar el encaje final. A continuación, hemos subido a Flickr todas las imágenes para disponer de un repositorio de acceso abierto, y hemos enlazado las fotos desde Pinterest en el orden correspondiente para crear el efecto deseado. El resultado es sensacional.

Lo interesante es que la filosofía de Pinterest favorece la visibilidad de la página de perfil de los usuarios. ¿Por qué? Porque cada vez que alguien comienza a seguir un perfil o que se realiza un pin, aquel que es seguido o ve replicado el contenido que enlaza es avisado por correo electrónico e invitado a devolver el seguimiento a la otra persona. En la mayoría de los casos, terminamos pasando por el perfil de aquel para comprobar si merecen la pena sus tableros. Puede que lleguemos a la conclusión de que no es así, pero el que visite la página de Best Relations ya habrá visto el efecto que producen los mosaicos que hemos creado.

Os invitamos a seguirnos en Pinterest. No es sólo por la creatividad: el contenido es el rey, y nos gustan los buenos contenidos. ¿Compartes?

 

Carlos Molina

@molinaguerrero

pinterest_logo

Cómo compartir fotos en Pinterest desde tu navegador

02 / feb / 2012 | Escribir un comentario

Hace poco que Pinterest llegó a la ciudad y ya se ha convertido en una de las redes sociales de moda. No lo decimos nosotros; lo dicen también otros grandes expertos del social media. Algo tendrá el agua cuando la bendicen. Para formar parte de ella, tienes dos opciones: pedir a un amigo que ya esté dentro que te proporcione acceso, o solicitar una invitación. Pero una vez dentro, ¿cómo sacarle partido sin que te cueste mucho trabajo?

Pinterest es una plataforma gráfica. Los usuarios muestran, sobre todo, imágenes que les gustan ordenadas por tableros temáticos (“boards”). No hay que cargar ningún archivo desde nuestro equipo local, sino que todas las publicaciones, o “pins”, son enlaces a la fuente original de la imagen que deseamos compartir.

Si quieres evitar el copiar la URL de una foto para llevártela a tus tableros, anota alguna de las siguientes opciones que te vamos a facilitar.

  • Para Firefox:

Unofficial Pinterest Add-On

· Busca este complemento en el administrador del navegador (despliega el menú general, dirígete a “Complementos” y localízalo o bien en la ventana de búsquedas o bien en “Obtener complementos”). Si no lo encuentras, utiliza este enlace.

Unofficial Pinterest Add-On para Firefox

· Instálalo siguiendo las instrucciones.

· Una vez listo, cuando entres en una página en la que figure una imagen estática que te interese, sitúate encima y pincha el botón derecho del ratón. Clica a continuación la opción “Pin it”.

·  Después de hacerlo, se abrirá una ventana emergente de acceso a Pinterest. Si no te habías logueado, hazlo. Si ya lo habías hecho, sólo tendrás que seleccionar el tablero al que quieres dirigir la imagen, crear uno nuevo y, finalmente, escribir un texto si lo deseas. Si quieres, marca la casilla “Facebook” si quieres que también se publique en esta red social.

· Cuando estés listo, pulsa el botón “Pin It” dentro de esa ventana.

  • Para Chrome:

Pinterest Right Click

· El funcionamiento es muy similar al del complemento anterior para Firefox. En el botón del navegador “Personaliza y configura Google Chrome”, ve a “Opciones”, “Extensiones” y pincha en “Obtener más extensiones”. Busca ésta.

Pinterest Right Click para Chrome

· Una vez habilitado, localiza una imagen que quieras compartir, ponte sobre ella y pincha el botón derecho del ratón. En el menú desplegable, elige “Pin This Image” (es la opción encabezada por el logo de Pinterest en negro).

· Repite el proceso seguido con el Unofficial Pinterest Add-On.

Pinterest Pin It Button (by Shareaholic)

· Si el anterior complemento no te gusta o no te responde bien, éste es igual de intuitivo. Descárgalo e instálalo en la zona de “Extensiones” de tu navegador.

Pinterest Pin It Button para Chrome

· Cuando esté listo, sólo tendrás que situarte sobre la imagen elegida, pulsar el botón derecho del ratón y escoger, en el menú desplegable, la opción “Pin It” (en este caso, con el logo de Pinterest en rojo).

· El resto es fácil, ¿verdad?

  • Para todos los navegadores

Pin It Button

· No es necesario acudir a complementos externos para usar Pinterest sin que lo tengas abierto. La función que te vamos a detallar es, por otra parte, una opción que ofrece la propia red social, válida para Internet Explorer, Firefox, Chrome u Opera, por ejemplo.

· Lo primero que debes hacer es asegurarte de que tu barra de marcadores está a la vista en el navegador. En Firefox, por ejemplo, sólo tienes que pinchar en el botón “Mostrar tus marcadores” y escoger en el menú desplegable la opción “Ver la barra de marcadores”.

Cómo ver la barra de marcadores en Firefox

· Después, abre Pinterest, despliega “About” y selecciona “Pin It Button”. Al hacer esto, aparecerás en la pestaña “Goodies”, directamente a la altura del enlace a la aplicación de Pinterest para iPhone. Haz scroll y sube hasta el principio.

· Pincha el botón gráfico “Pint It” y arrástralo hasta la barra de marcadores. Suéltalo allí.

Sección de Goodies en Pinterest

· Cuando quieras subir una imagen a Pinterest, pincha el botón en la barra. A continuación, verás que la página en la que estás se descompone en todas las imágenes que pueden enlazarse con sus respectivos tamaños. Selecciona la que te interese y… el resto no tiene trucos.

Y ahora, ¡happy pinning!

 

Carlos Molina

@molinaguerrero

twitter-RSS

El misterio de la sindicación de búsquedas en Twitter

24 / ene / 2012 | 1 Comentario

Twitter se ha tomado al pie de la letra la consigna de “o te mueves o caducas”: la web no hace más que renovarse en búsqueda de un diseño a gusto de todos que aumente la usabilidad de la plataforma. Estos cambios suelen ser siempre positivos, pero en una de estas revoluciones la víctima ha sido la sindicación de búsquedas en el buscador de Twitter. Alguien se ha llevado el botón de RSS y no parece que quiera devolverlo, así que, mientras, habrá que buscar alternativas.

Una opción, y creo que es la más sencilla, es copiar y pegar esta URL en tu agregador de RSS (Netvibes, Google Reader, etc):

Búsqueda de un término:

http://search.twitter.com/search.atom?lang=it&q=bestrelations

 

Búsqueda de una expresión o nombre compuesto (más de una palabra)

http://search.twitter.com/search.atom?lang=it&q=social+media+2012

Sólo hay que reemplazar la palabra o palabras subrayadas por el objeto de tu búsqueda, y ¡listo! :-)

 

Gracias a @Minipunk por la información de su post.

Ana López
@anafwwm